Cosechando miel

Primera cosecha

Al momento de realizar esta primera cosecha, habitualmente en enero, dicho esto en forma general, pues todo depende de la región, se está en plena mielada, y por tal motivo, generalmente se extraen de las colmenas entre un 80 al 90% de miel.

El apicultor, conocedor del momento que están viviendo las abejas – gran aporte de néctar -, tratará en lo posible, de devolver cuanto antes los panales cosechados a las colmenas, a fin de no perder continuidad del acopio, y que las abejas los vuelvan a llenar lo más rápido posible.

Simultáneamente, el apicultor sabe que no debe perder tiempo, aprovechando al máximo, cuando el clima se presenta propicio para realizar la cosecha. De tal manera que lo primero que hace, es acopiar la mayor cantidad posible de alzas con panales con miel, en el lugar destinado para el desoperculado y la extracción.

Cabe aclarar que, de acuerdo al criterio que aplique el apicultor para estas circunstancias, dependerá la celeridad y practicidad con que se realice esta tarea, ya que es el punto culminante de la temporada.

Image result for cosechar miel

Segunda pasada

Habiendo realizado la primer cosecha de miel, en la cual, prácticamente, se le han retirado a las colmenas entre un 80 a un 90% de panales con miel de las alzas melarias, el apicultor se prepará para realizar una segunda cosecha.
Al respecto, es conveniente tener cuenta lo siguiente teniendo conocimento el apicultor de la floración que se da año a año donde tiene sus colmenas, el mismo podrá determinar el porcentaje de panales con miel a cosechar.

Esto quiere decir, que si el colmenar se encuentra en una zona donde hay floración tardía, por ejemplo, en marzo, el porcentaje de panales a retirar será mayor a las zonas donde la floración ya comienza a decrecer, dentro de la segunda quincena de febrero; y por tal motivo, habrá “corte de néctar”, y simultáneamente, comenzará la epoca del “pillaje”: entonces paralelamente, ya tiene que ir pensando, cuando haga la segunda cosecha, en la reserva de miel que le tiene que dejar a sus colmenas para la próxima invernada.

Hay apicultores que emplean, cuando es época de agregado de alzas para acopio, ½ alzas para tal fin, pero con el propósito exclusivo de utilizar las mismas para reserva de miel en la invernada, y por tal causa, no las cosechan. En algunas colmenas únicamente van agregando ½ alzas, para que, en su momento, sean colocadas en forma individual, en cada colmena que por distintos motivos, no lograron desarrollarse, más alla de cámaras de cría.

En si, tanto este sistema como cualquier otra forma de dejarle suficiente alimento a la colmena, es válido; pues el apicultor sabe que si la cosecha de más, en invierno se verá en la ingrata, y a veces inútil, tarea de alimentar colmenas en forma artificial, para que puedan llegar con vida a la próxima temporada. Digo inútil, porque en algunos casos no basta con alimentarlas, pues, si la población de esas colmenas es escasa, no podrán producir la temporada adecuada para combatir el frío.

Por último quería recomendaros algunos sitios web donde tienen grandes descuentos, en comida, en ropa y en todo lo que tu quieras!

Todo lo que necesitas saber sobre Apiterapia

¿Qué es la Apiterapia?

La apiterapia es una disciplina terapéutica que se basa en el funcionamiento de la colmena y los productos que se derivan de ella como el veneno de abejas (apitoxina), miel de abejas, propóleo, jalea real, polen, pan de abejas, embriones de zánganos y aire de la colmena, con el fin de prevenir y acompañar el tratamiento de distintas enfermedades que se presentan en el ser humano. Es fundamental para que esta premisa sea verdadera, que los productos de apiterapia consumidos sean de excelente calidad y por supuesto, que no sean falsificados.

¿Cómo funciona?

Los productos y procedimientos de apiterapia tienen múltiples acciones sobre el cuerpo. En muchos casos se requiere la interacción entre productos y procedimientos para alcanzar el beneficio terapéutico. La apiterapia modifica eventos que ocurren dentro de las articulaciones relacionados con el desgaste, actúa como inmunodulador (disminuye la inflamación), fortalece la acción inmunológica contra las células cancerosas, alivia el dolor, disminuye la oxidación del colesterol y arterias (relacionada con la enfermedad cardiovascular), retrasa el envejecimiento y mejora la comunicación entre los órganos del cuerpo.

¿Para qué sirve?

Muchas son las enfermedades y condiciones que se pueden beneficiar del uso de la apiterapia. Entre ellas se cuentan la artrosis, artritis, lupus eritematoso, esclerosis múltiple, trastornos del sistema inmunológico, cáncer, fibromialgia, hipertensión arterial, dislipidemias, sobrepeso, síndrome del túnel del carpo, enfermedad cardiovascular, diabetes, gastritis, colon irritable, asma, enfermedades pulmonares crónicas, esclerosis lateral amiotrófica, esclerodermia, pénfigo, psoriasis, síndrome de sjögren, hernia discal, espondilitis cervical, lumbalgias, hemorroides, esguinces de tobillo, espolones del talón, sinusitis, bursitis del talón de aquiles, tendinitis poplítea, tendinitis aquileana, codo del tenista, tendinitis del manguito rotador, hombro congelado, tinitus.
Busque siempre la asesoría de un profesional experto para garantizar la seguridad y mayor aprovechamiento de la apiterapia.

Apiterapia de Segunda Generación: Apiterapia sin Dolor

Existen dos formas para la aplicación del veneno de abejas por parte del profesional, denominadas respectivamente apiterapia de primera y de segunda generación: La apiterapia de primera generación se caracteriza por utilizar formas de aplicación invasivas dentro de las cuales se destacan 1) La picadura directa, 2) la inyección de una preparación farmacéutica del veneno de abejas. En cambio, la apiterapia de segunda generación se realiza a través de una forma no invasiva.

Algunos avances científicos generan una corriente de innovaciones tecnológicas, el campo de la apiterapia se ha beneficiado del conocimiento original nacido de estos avances, y esto aplica especialmente a los procedimientos con veneno de abejas: la apiterapia de segunda generación es prueba de ello. Esta técnica es una innovación patentada por la Sociedad Colombiana de Apiterapia (SCA) única a nivel mundial. Consiste en la aplicación profunda del veneno de abejas sin lastimar al usuario con picaduras o agujas, es un procedimiento no invasivo. Para su realización la SCA ha diseñado y patentado un dispositivo exclusivo para hacer posible esta técnica, el Apibot ®. Este aparato permite la entrada del veneno de abejas a través de la piel al reorganizar la polarididad de las células de la epidermis a la vez que ejerce un efecto de pushing por medio de ultrafrecuencia y luz infrarroja.

En este caso el veneno de abejas es utilizado en una dosis altamente concentrada en presentación de “emulgel” como forma farmacéutica, por eso es de manejo exclusivo de profesionales entrenados en apiterapia; este emulgel es aplicado directamente en zonas de dolor o “puntos gatillo”, los principios activos de la apitoxina progresivamente permean las capas más externas de la piel, para luego pasar a tejidos más profundos, como el tejido muscular y/o articular cuando se busca un efecto local, sin embargo finalmente actúa en toda la economía del cuerpo al alcanzar el torrente sanguíneo.

La apiterapia de segunda generación conserva la misma efectividad de la picadura directa de la abeja y de las inyecciones, pero suprimiendo las molestas sensaciones de dolor y “rasquiña” de estos últimos.

Meliterapia

La meliterapia es una terapia diseñada y patentada por la Sociedad Colombiana de Apiterapia, consiste en la aplicación de miel robusta pecorizada en puntos de stiper- puntura a través de parches isoeléctricos. Esto se complementa con luz infrarroja para acelerar en proceso de absorción. La meliterapia es un excelente complemento a la aplicación de veneno de abejas en el tratamiento de dolencias articulares que cursan con inflamación.

Trucos para broncearse de forma natural

El verano ya está con nosotros y con él, una de las cosas que más nos preocupa cada año es el bronceado. Para ayudarte con este tema, hoy te traigo este artículo con trucos para broncearse de forma natural y saludable, ya que es muy importante no hacer locuras y cuidar la piel.

Una de las recomendaciones más importantes que puedo darte, es que, aunque no tengas mucho tiempo, nunca te expongas de forma directa al sol sin protección. Es una falsa creencia que así se consigue un bronceado más rápido, lo único que puedes conseguir es una quemadura, el envejecimiento prematuro de la piel y en última instancia un cáncer de piel.

Incidencia del sol en la salud

En los últimos años estar bronceado está relacionado con la belleza, sin embargo, hasta mitad del siglo pasado, el ideal de belleza se correspondía con la piel blanca. Esto cambió hacia los años 60, cuando el bronceado se convirtió en símbolo de belleza.

Pero además de la estética, el sol aporta otros beneficios a nuestra salud, como la activación de la producción de vitamina D que mineraliza los huesos y los dientes. También fomenta el aumento de glóbulos blancos que son los responsables de las defensas de nuestro organismo.

Sin embargo, con el aumento del agujero la capa de ozono, la incidencia de los rayos de sol sobre nuestra piel es mucho mayor, por lo que la sobreexposición, como decíamos antes, puede causar quemaduras, envejecimiento prematuro de la piel y cáncer de piel.

En este sentido, el primero de los trucos para broncearse de forma natural no es renunciar a la protección solar, sino optar por aceites con filtro de protección. Estos aceites, además de proteger la piel, estimulan la producción de melanina. Puedes encontrarlos en tiendas como Beauty Bar, Look Fantastic o Strawberrynet.

Trucos para broncearse: Jugos y zumos vegetales

Cuando pensamos en trucos para broncearse, seguramente solo se nos vienen a la cabeza cremas o aceites, pero podemos ayudar a nuestra piel desde dentro con zumos y jugos vegetales.

Estos zumos son muy fáciles de preparar y en la mayoría están compuestos por frutas y verduras, por lo que se convierte en un truco muy natural y saludable. Los más recomendables son los alimentos ricos en carotenos y flavonoides como el albaricoque, el caqui, la naranja, el limón, la remolacha hervida, la zanahoria, la calabaza, las espinacas y el brócoli. Ahora depende de ti como combinarlos.

Mi receta favorita se compone de una remolacha hervida, el zumo de una naranja, una zanahoria y una cucharadita de azúcar. Es un jugo muy efectivo tanto para potenciar el color, como para fijarlo.

Bronceadores naturales

Unos de los trucos para broncearse que mucha gente usa, son los bronceadores caseros o naturales. Pero hay que recordar que estas cremas no contienen filtros UV, por lo que habrá que usarlos como complemento de las cremas solares tradicionales y no como sustituto.

Podemos preparar un bronceador casero mezclando 2 cucharadas de germen de trigo o aceite de oliva, medio vaso de zumo de zanahoria y dos cucharadas de zumo de limón. Una vez tengas todo mezclado, mételo en un tarro de cristal y agítalo bien.

Esta mezcla se pueda guardar hasta tres días en el frigorífico y deberás usarla siempre después de la crema protectora y nunca en los primeros días de exposición.

El aloe vera también es otro de los ingredientes que puede ayudar a mejorar el aspecto de tu piel durante el verano, ya que evita la sequedad y fomenta la hidratación natural.

Trucos para broncearse: usar té negro

Otro de los trucos para broncearse de forma natural que puedes utilizar es el té negro. Beber una taza de té negro muy cargada antes de la exposición solar, de forma regular, te ayudará a conseguir un bronceado más oscuro y duradero.

La mejor variedad para este truco es el China Golden Yunnan.

Exfolia tu piel

Uno de los trucos para broncearse de forma natural que muchas veces olvidamos es mantener sana nuestra piel. Por ello, para que el bronceado sea intenso y duradero es necesario exfoliar la piel una vez a la semana, para eliminar células muertas y suciedad que se puede ir acumulando a pesar de nuestras rutinas de higiene.

Yo utilizo este exfoliante de la marca Clinique y estoy encantada con él.

Trucos para broncearse sin tomar el sol

Por último, si no puedes acudir a tomar el sol tanto como te gustaría para poder broncearte, un truco muy sencillo es usar henna. La henna es un producto totalmente natural que dotará a tu piel de un tono más oscuro similiar al del bronceado.

Para llevar a cabo este truco para broncearse, tan solo tienes que diluir henna en una bañera con agua y meterte dentro de ella durante al menos cinco minutos. Si quieres que el color sea más intenso, puedes aumentar el tiempo sin ningún riesgo.

Este “bronceado” puede durarte hasta dos semanas, por lo que es un truco genial, si tienes un evento especial y no has podido ir a broncearte.

Gracias a estos trucos conseguirás un bronceado natural y duradero para todo el verano. Eso sí, no olvides que es mucho mejor estar menos tiempo expuesto al sol, pero con más frecuencia. Un periodo de unos 20 minutos al día será suficiente para que tu cuerpo empiece a producir melanina de forma natural.

Si quieres más inspiración para este verano, no te pierdas otros post como el que te ayuda a elegir bikini según tu tipo de cuerpo o sillas con estilo para decorar la terraza.