Cuida tu pelo con remedios caseros

Cepillo y peinado

Para cuidar tu cabello es importante que utilices cepillos de cerdas naturales y te cepilles suavemente para no dañar la raíz ni la fibra capilar. Evita hacerlo mientras esté mojado puesto que el pelo está más sensible y se quiebra con facilidad. Para desenredarte utiliza un peine de puntas gruesas y recuerda comenzar por las puntas.

¿Qué productos usarás?

Ya sabes los numerosos productos químicos a los que te expones cada día así que siempre que puedas sustitúyelos por productos naturales. Por ejemplo, si tienes el pelo seco opta por un buen tratamiento de aceites calientes naturales. Los champús que contengan alcohol son muy agresivos para el cuero cabelludo así como ciertos geles o modeladores del cabello Por último, nunca utilices agua demasiado caliente ni fría para lavar tu cabeza, es preferible usar agua tibia. En caso de que notes que estás perdiendo pelo no te sometas a tintes o permanentes a tratamientos químicos.

Córtalo en el momento adecuado

Hay una relación misteriosa entre el corte del cabello y la luna: Si te cortas el pelo un día en que la luna está en cuarto creciente, tu pelo crecerá más rápido, en cambio si te lo cortas un día en que la luna está en cuarto menguante tardará más en crecer. Pero no dudes al menos una vez en cortarte las puntas para obtener buena oxigenación y propiciar el crecimiento y fortalecimiento de tu cabellera.

Cuidado con el secador

El aire caliente del secador afecta las raíces del pelo, asegúrate de sostener el equipo al menos a 15 centímetros de distancia de tu cabeza y si lo que deseas es fijar tu peinado, el aire frío es tu mejor opción.

Cabellos brillantes

Desgraciadamente el polvo, la falta de nutrientes y la exposición al humo de cigarros y tabacos pueden opacarlo. Este tratamiento le devolverá el aspecto hermoso de siempre: solo necesitas lavarlo con una solución de agua tibia y vinagre de sidra. También puedes utilizar zumo de limón colado. Este método también eliminará las caspas y cualquier agente infeccioso.

Peines y cepillos sucios

Ya sabes lo que le hace el polvo y la grasa a tu cabello, pues debes recordar que los instrumentos que utilizas para su cuidado se ensucian y, por tanto, ensucian tu pelo. Te recomiendo que los coloques en un recipiente lleno de agua tibia con cuatro cucharaditas de polvo de hornear. Déjalos por veinte minutos y luego enjuaga. ¡Verás qué limpios quedan!

Champú maravilloso para cabellos normales

El Aloe vera tiene muchísimas propiedades, antiguamente se utilizaba en las farmacias para elaborar cremas, leches hidratantes, emulsiones para masajes…Pues bien, este champú te dejará el cabello sedoso y brillante tras una semana de uso, pero recuerda si tienes el cabello seco o graso no debes utilizarlo. Necesitas 100 ml de champú de miel, 200 ml de zumo de aloe y 2 cucharadas de whisky. Solo tienes que mezclar los 3 ingredientes y revolver con energía. Consérvalo en una botella, en la oscuridad durante 6 meses y luego utilízalo.

Para el pelo graso y la caspa

Para fortalecer tu cabello, eliminar la caspa y el exceso de grasa este jarabe es ideal. En solo un mes notarás que crece más rápido y fuerte. Necesitas un litro de vino blanco, 10 gramos de algas agar-agar, 10 gramos de algas hijiki, 10 gramos de algas kombu y melaza. Coloca el vino y las algas en una olla y ponla a hervir a fuego lento durante 15 minutos. Vierte todo en un recipiente y ciérralo herméticamente, déjalo reposar durante tres días en un lugar seco y oscuro, agitándolo de vez en cuando. Luego cuela el cocimiento y añádele la misma cantidad de melaza. Revuelve y consérvalo. Toma medio vasito tres veces al día, antes de cada comida. Como el agar-agar es muy gelatinoso, es probable que tengas que calentar el jarabe al Baño de María cada vez.

Acondicionador casero

Sólo necesitas un sencillo acondicionador casero: frótate el cuero cabelludo con mayonesa durante cinco minutos, antes de usar el champú.

Crema hidratante casera

Resulta muy fácil que los cabellos se resequen: el ambiente, ciertos champús, la misma agua pueden causar este efecto, pero todo puedes solucionarlo con esta crema hidratante. Siéntete una peluquera profesional y prepárala. Necesitas un recipiente de cerámica y una cuchara de madera para mezclar dos cucharaditas de miel, una de aceite de oliva y una yema de huevo. Aplica esta crema en tu cabellera haciendo masajes suaves con las yemas de los dedos. Cubre tu cabeza con una toalla y espera veinte minutos. Luego podrás lavarlo como siempre. Ya me contarás los cambios.

Restaurador de cabellos

¡Qué mal lucen esas hebras sobresaliendo por todas partes! No te preocupes que con este tratamiento tu pelo quedará hermoso y restaurado. Mezcla una cucharada de miel, dos yemas de huevo, una cucharada de yogur y una cucharada de agua tibia. Aplica con un ligero masaje en todo el cabello y envuelve la cabeza con papel de aluminio. Espera 20 minutos y enjuaga con abundante agua tibia.

Crema nutritiva

Nada mejor para tu pelo que una maravillosa crema nutritiva, sus raíces se fotalecerán y acelerarán su crecimiento. En un recipiente tritura un plátano y un aguacate bien maduros. Esta mezcla debes distribuirla por tus cabellos masajeando ligeramente, cubre con un paño y deja reposar por 15 minutos. Luego puedes enjuagarte con abundante agua y lavarte como siempre. Repite semanalmente.

Evitar los piojos

Los piojos son una plaga que afecta mayormente a los niños pero los adultos también podemos sufrirla. Son muy desagradables no solamente desde el punto de vista estético sino también porque pueden acarrear diferentes enfermedades y una picazón insoportable. Lava tu pelo dos veces por semana con vinagre. Añade este producto luego de enjuagarte el champú y ya verás como tu cabellera estará brillante y sedosa.

Cosechando miel

Primera cosecha

Al momento de realizar esta primera cosecha, habitualmente en enero, dicho esto en forma general, pues todo depende de la región, se está en plena mielada, y por tal motivo, generalmente se extraen de las colmenas entre un 80 al 90% de miel.

El apicultor, conocedor del momento que están viviendo las abejas – gran aporte de néctar -, tratará en lo posible, de devolver cuanto antes los panales cosechados a las colmenas, a fin de no perder continuidad del acopio, y que las abejas los vuelvan a llenar lo más rápido posible.

Simultáneamente, el apicultor sabe que no debe perder tiempo, aprovechando al máximo, cuando el clima se presenta propicio para realizar la cosecha. De tal manera que lo primero que hace, es acopiar la mayor cantidad posible de alzas con panales con miel, en el lugar destinado para el desoperculado y la extracción.

Cabe aclarar que, de acuerdo al criterio que aplique el apicultor para estas circunstancias, dependerá la celeridad y practicidad con que se realice esta tarea, ya que es el punto culminante de la temporada.

Image result for cosechar miel

Segunda pasada

Habiendo realizado la primer cosecha de miel, en la cual, prácticamente, se le han retirado a las colmenas entre un 80 a un 90% de panales con miel de las alzas melarias, el apicultor se prepará para realizar una segunda cosecha.
Al respecto, es conveniente tener cuenta lo siguiente teniendo conocimento el apicultor de la floración que se da año a año donde tiene sus colmenas, el mismo podrá determinar el porcentaje de panales con miel a cosechar.

Esto quiere decir, que si el colmenar se encuentra en una zona donde hay floración tardía, por ejemplo, en marzo, el porcentaje de panales a retirar será mayor a las zonas donde la floración ya comienza a decrecer, dentro de la segunda quincena de febrero; y por tal motivo, habrá “corte de néctar”, y simultáneamente, comenzará la epoca del “pillaje”: entonces paralelamente, ya tiene que ir pensando, cuando haga la segunda cosecha, en la reserva de miel que le tiene que dejar a sus colmenas para la próxima invernada.

Hay apicultores que emplean, cuando es época de agregado de alzas para acopio, ½ alzas para tal fin, pero con el propósito exclusivo de utilizar las mismas para reserva de miel en la invernada, y por tal causa, no las cosechan. En algunas colmenas únicamente van agregando ½ alzas, para que, en su momento, sean colocadas en forma individual, en cada colmena que por distintos motivos, no lograron desarrollarse, más alla de cámaras de cría.

En si, tanto este sistema como cualquier otra forma de dejarle suficiente alimento a la colmena, es válido; pues el apicultor sabe que si la cosecha de más, en invierno se verá en la ingrata, y a veces inútil, tarea de alimentar colmenas en forma artificial, para que puedan llegar con vida a la próxima temporada. Digo inútil, porque en algunos casos no basta con alimentarlas, pues, si la población de esas colmenas es escasa, no podrán producir la temporada adecuada para combatir el frío.

Por último quería recomendaros algunos sitios web donde tienen grandes descuentos, en comida, en ropa y en todo lo que tu quieras!

Todo lo que necesitas saber sobre Apiterapia

¿Qué es la Apiterapia?

La apiterapia es una disciplina terapéutica que se basa en el funcionamiento de la colmena y los productos que se derivan de ella como el veneno de abejas (apitoxina), miel de abejas, propóleo, jalea real, polen, pan de abejas, embriones de zánganos y aire de la colmena, con el fin de prevenir y acompañar el tratamiento de distintas enfermedades que se presentan en el ser humano. Es fundamental para que esta premisa sea verdadera, que los productos de apiterapia consumidos sean de excelente calidad y por supuesto, que no sean falsificados.

¿Cómo funciona?

Los productos y procedimientos de apiterapia tienen múltiples acciones sobre el cuerpo. En muchos casos se requiere la interacción entre productos y procedimientos para alcanzar el beneficio terapéutico. La apiterapia modifica eventos que ocurren dentro de las articulaciones relacionados con el desgaste, actúa como inmunodulador (disminuye la inflamación), fortalece la acción inmunológica contra las células cancerosas, alivia el dolor, disminuye la oxidación del colesterol y arterias (relacionada con la enfermedad cardiovascular), retrasa el envejecimiento y mejora la comunicación entre los órganos del cuerpo.

¿Para qué sirve?

Muchas son las enfermedades y condiciones que se pueden beneficiar del uso de la apiterapia. Entre ellas se cuentan la artrosis, artritis, lupus eritematoso, esclerosis múltiple, trastornos del sistema inmunológico, cáncer, fibromialgia, hipertensión arterial, dislipidemias, sobrepeso, síndrome del túnel del carpo, enfermedad cardiovascular, diabetes, gastritis, colon irritable, asma, enfermedades pulmonares crónicas, esclerosis lateral amiotrófica, esclerodermia, pénfigo, psoriasis, síndrome de sjögren, hernia discal, espondilitis cervical, lumbalgias, hemorroides, esguinces de tobillo, espolones del talón, sinusitis, bursitis del talón de aquiles, tendinitis poplítea, tendinitis aquileana, codo del tenista, tendinitis del manguito rotador, hombro congelado, tinitus.
Busque siempre la asesoría de un profesional experto para garantizar la seguridad y mayor aprovechamiento de la apiterapia.

Apiterapia de Segunda Generación: Apiterapia sin Dolor

Existen dos formas para la aplicación del veneno de abejas por parte del profesional, denominadas respectivamente apiterapia de primera y de segunda generación: La apiterapia de primera generación se caracteriza por utilizar formas de aplicación invasivas dentro de las cuales se destacan 1) La picadura directa, 2) la inyección de una preparación farmacéutica del veneno de abejas. En cambio, la apiterapia de segunda generación se realiza a través de una forma no invasiva.

Algunos avances científicos generan una corriente de innovaciones tecnológicas, el campo de la apiterapia se ha beneficiado del conocimiento original nacido de estos avances, y esto aplica especialmente a los procedimientos con veneno de abejas: la apiterapia de segunda generación es prueba de ello. Esta técnica es una innovación patentada por la Sociedad Colombiana de Apiterapia (SCA) única a nivel mundial. Consiste en la aplicación profunda del veneno de abejas sin lastimar al usuario con picaduras o agujas, es un procedimiento no invasivo. Para su realización la SCA ha diseñado y patentado un dispositivo exclusivo para hacer posible esta técnica, el Apibot ®. Este aparato permite la entrada del veneno de abejas a través de la piel al reorganizar la polarididad de las células de la epidermis a la vez que ejerce un efecto de pushing por medio de ultrafrecuencia y luz infrarroja.

En este caso el veneno de abejas es utilizado en una dosis altamente concentrada en presentación de “emulgel” como forma farmacéutica, por eso es de manejo exclusivo de profesionales entrenados en apiterapia; este emulgel es aplicado directamente en zonas de dolor o “puntos gatillo”, los principios activos de la apitoxina progresivamente permean las capas más externas de la piel, para luego pasar a tejidos más profundos, como el tejido muscular y/o articular cuando se busca un efecto local, sin embargo finalmente actúa en toda la economía del cuerpo al alcanzar el torrente sanguíneo.

La apiterapia de segunda generación conserva la misma efectividad de la picadura directa de la abeja y de las inyecciones, pero suprimiendo las molestas sensaciones de dolor y “rasquiña” de estos últimos.

Meliterapia

La meliterapia es una terapia diseñada y patentada por la Sociedad Colombiana de Apiterapia, consiste en la aplicación de miel robusta pecorizada en puntos de stiper- puntura a través de parches isoeléctricos. Esto se complementa con luz infrarroja para acelerar en proceso de absorción. La meliterapia es un excelente complemento a la aplicación de veneno de abejas en el tratamiento de dolencias articulares que cursan con inflamación.